Test de la VOL

La evaluación de los sistemas de la VOL, que se utilizarán junto con el VAR, se llevará a cabo en dos estadios; para conseguir la certificación, los dispositivos analizados deberán superar los test en ambos estadios. El método de pruebas consta de dos bloques de test que tienen por objeto determinar la precisión y la replicabilidad de los productos presentados por los proveedores. 

Para el primer bloque de test, se realizan dos marcas bidimensionales y, con una perspectiva de gran angular, se pretende verificar que los dispositivos son capaces de trazar una línea que cruce correctamente el terreno de juego. Entre las dificultades que plantea este bloque de test, se incluyen la topografía del terreno y los diferentes ángulos de cámara. En el segundo bloque de test, en este caso tridimensional, se utiliza una marca suspendida en el aire y ángulos de cámara más estrechos. De este modo, se mide la capacidad de los dispositivos de calibrar y fijar un punto concreto tomado desde diferentes cámaras, situación más cercana a la realidad de un partido. Con este tipo de ensayo, se busca precisar la ubicación de determinadas partes del cuerpo en el momento de producirse el fuera de juego y, al mismo tiempo, el posible ocultamiento de jugadores.

VOL: generación y medición

Las líneas virtuales de fuera de juego tienen que probarse en estadios de fútbol con un mínimo operativo de televisión de cuatro cámaras (la principal, 16 m a la derecha, 16 m a la izquierda y la cámara táctica en una posición más elevada), con una señal de alta resolución retransmitida a través de una unidad móvil o equivalente. Los ensayos cubrirán todo el terreno de juego con el fin de garantizar la calibración por completo de este. Los productos de todos los proveedores deberán ser capaces de sobreimpresionar la VOL en las imágenes generadas por tres de las cámaras principales y, a ser posible y cuando una de las tres no esté disponible, también en las procedentes de la cámara táctica. Las imágenes congeladas se utilizarán para analizar la situación a pie de campo. Para conseguir la certificación, los productos de los proveedores deberán superar las pruebas en todos los escenarios o cumplir los requisitos establecidos.

Manual de métodos de prueba

Para elaborar este manual, se llevó a cabo una investigación con la que se constataron las limitaciones de la tecnología actual y del material disponible a la hora de trazar la línea virtual de fuera de juego. Las imágenes superpuestas y la detección del punto exacto, incluso en el caso de disponer de señal de alta resolución, siempre conllevan un cierto grado de inexactitud, que depende del píxel elegido. Como es el caso en cualquier tipo de medición, existe siempre un mínimo margen de error, que se ha tenido en consideración en todo momento a la hora de concebir los requisitos.

El método de pruebas disponible tiene por objeto reducir ese margen de error, minimizando para ello el error humano en la fase de análisis. La última versión de este método hace uso del análisis cualitativo para determinar si la línea virtual de fuera de juego respeta una serie de tolerancias predefinidas. De este modo, se reduce el peso del error humano presente previamente, en especial a la hora de seleccionar el píxel adecuado en el análisis cuantitativo.

En el siguiente enlace, se puede consultar el manual de métodos de prueba, donde encontrarán información detallada sobre los preparativos de los ensayos, los métodos y los requisitos (solamente disponible in ingles):

Centros de ensayos acreditados por la FIFA

Para facilitar el trabajo al consumidor final, aquî encontrarán la lista de los centros de ensayos independientes acreditados por la FIFA donde se prueban los sistemas y dispositivos certificados.