Retos planteados en el programa de innovación de la FIFA

Para alcanzar el ambicioso objetivo de obtener resultados tangibles en un periodo de 24 meses, los problemas deben estar definidos con toda claridad.

La Subdivisión de Innovación Tecnológica del Fútbol mantiene un diálogo constante con los grupos de interés internos y externos, para comprender y definir las necesidades que tiene actualmente el mundo del fútbol y, en última instancia, contextualizarlas con precisión en los retos específicos que pueden ayudar a abordar los proveedores, productores y empresas de tecnología, tanto emergentes como afianzadas. Estos retos definen claramente el ámbito innegociable de aquellos proyectos que resulten interesantes y que se tengan en cuenta para su incorporación al programa.

Los retos se agrupan en cuatro grandes apartados: equipamiento futbolístico y superficies de juego, tecnologías del arbitraje, tecnologías relacionadas con el rendimiento y tecnologías para mejorar la experiencia futbolística. Todos ellos se describen con una definición lo más clara posible del resultado esperado y persiguen el objetivo de propiciar la innovación en cada una de estas áreas.

Reto 1: Sistemas de césped artificial diseñados sin relleno de polímeros

Categoría: equipamiento de fútbol y superficies de juego

En las dos últimas décadas, el Programa de calidad de la FIFA de césped artificial ha brindado alternativas viables a las clásicas superficies de juego de hierba natural y, con ello, ha impulsado el desarrollo del fútbol. Si bien, a lo largo de los años, se han solucionado muchos problemas técnicos y biomédicos, actualmente nos hallamos ante la imperiosa necesidad de encontrar soluciones que abunden en la sostenibilidad y, en concreto, en la cuestión de la regulación de los microplásticos.

Reto 2: Dispositivos electrónicos de seguimiento y medición del rendimiento innovadores

Categoría: equipamiento de fútbol y superficies de juego

Los sistemas electrónicos de seguimiento del rendimiento (EPTS) en el fútbol son tecnoaccesorios integrados en un arnés elástico que se ciñe a la parte superior de la espalda de los futbolistas. Las pruebas de evaluación de impacto de la FIFA y el Programa de calidad de la FIFA para los EPTS establecen un marco de certificación para probar y aprobar estos sistemas de acuerdo con las Reglas de Juego. A medida que se desarrolla la tecnología, la FIFA apuesta por explorar sistemas que actualmente no se corresponden con la definición anterior, pero que añaden valor al rendimiento o a los aspectos médicos del fútbol mediante nuevas fuentes de datos en el fútbol que actualmente no están disponibles o que son más sencillas y rentables. Todos los dispositivos deben aportar este valor añadido y demostrar que no suponen ningún riesgo ni para el jugador que utiliza el EPTS ni para los adversarios.


Reto 3: Sistemas simples de detección automática de goles (DAG simple)

Categoría: tecnología aplicada al arbitraje

La detección automática de goles (DAG) fue la primera herramienta tecnológica aplicada al arbitraje, aprobada para su uso en el fútbol en el año 2012. A fin de alcanzar un uso más amplio de esta tecnología, que transcienda las ligas de élite, la FIFA está interesada en investigar sistemas de este tipo que, en términos generales, cumplan con la mayoría de los requisitos del Programa de calidad de la FIFA para DAG y ofrezcan un alto nivel de precisión y repetibilidad, pero que requieran una cantidad de recursos considerablemente menor. El «DAG simple» debe tener todos los elementos en cuenta, incluida la instalación, el hardware y las operaciones.

Reto 4: Sistema básico de videoarbitraje («VAR simplificado»)

Categoría: tecnología aplicada al arbitraje

En 2016, se aprobaron las primeras pruebas con el videoarbitraje o VAR, y en 2018 se incluyó en las Reglas de Juego; desde entonces, este sistema se ha ido implantando en el mundo entero. En concordancia con el objetivo de la FIFA de aprovechar la tecnología con el fin de mejorar el fútbol en todos los niveles, este reto tiene como fin conseguir soluciones para el VAR que cubran las principales funciones de esta tecnología aplicada al arbitraje, al tiempo que se reducen los recursos necesarios (ya sea en costes directos, personal o infraestructuras, con un máximo de ocho cámaras). Los participantes deberán tener en consideración la información contenida en el documento facilitado por la FIFA, en especial en lo tocante a los pasos que siguen siendo obligatorios para su empleo en directo durante las pruebas controladas.

Reto 5: Tecnología de detección semiautomática del fuera de juego

Categoría: tecnología aplicada al arbitraje

En consonancia con uno de los objetivos de la FIFA, concretamente el aprovechamiento de las tecnologías con el fin de mejorar el fútbol y con la intención de seguir dando apoyo a los árbitros asistentes de vídeo a la hora de adoptar las decisiones correctas y en el menor tiempo posible al señalar el fuera de juego, la FIFA invita a los diferentes proveedores a que presenten soluciones semiautomatizadas que eliminen el mayor número posible de pasos manuales para determinar el fuera de juego. Por «semiautomático» se entiende el uso de inteligencia artificial que alerte al VAR cuando se produzca una posible situación de fuera de juego, además de la representación visual de esta. Gracias a ello, los colegiados podrán tomar la decisión prácticamente al instante.